ÁCIDO HIALURÓNICO

El ácido hialurónico al ser un gel, se usa como material de relleno en surcos profundos (surco nasogeniano, líneas peribucales, líneas de marioneta, etc.), como material para restaurar volúmenes perdidos en los pómulos, mentón, labios, ojeras, etc., y como material modelador, en la rinomodelación (para rectificar y respingar la nariz).

Mejora la tersura y luminosidad de la piel, corrigiendo los primeros signos del envejecimiento cutáneo y manteniendo nuestra piel joven de forma duradera.

Es un tratamiento antiedad que se realiza mediante técnicas especializadas en aplicar este componente desde el interior de nuestra piel, ideal en cara, cuello, escote y manos.

MÁS SERVICIOS DE DERMATOLOGÍA